10facha29/10. Un niño de 10 años fue inscripto en el Registro Civil de la Ciudad de Buenos Aires, sin trámites judiciales, con su nuevo nombre y modificó el sexo que figura en su DNI, tras expresar “su voluntad” de cambiar de género.

Así lo informó la Federación Argentina de Lesbianas, Gays, Bisexuales y Trans (FALGBT), que destacó que “se logró la inscripción del primer niño trans varón”.

Se trata de Mauro, según consignó un comunicado de la entidad, un niño de 10 años “que expresó su voluntad en relación a su identidad de género”, decisión que fue acompañada por su familia.

La ceremonia de inscripción se realizó este mediodía en el Registro Civil de la Ciudad de Buenos Aires, donde se procedió al cambio de nombre y sexo que figuraba en el DNI del menor, cumpliendo con el “derecho al que accede en ejercicio de la Ley de Identidad de Género, siendo ésta la primera modificación registral de un niño trans en nuestra Ciudad”, agregó el texto.

Además, la entidad remarcó en el comunicado la importancia del caso, que “marcó un punto de inflexión en la aplicación de la ley de Identidad de Género en nuestro país, ya que se logró la inscripción sin trámite judicial y por la intervención por primera vez de la figura de la abogada de niños, niñas y adolescentes”.

La partida de nacimiento de “Facha”, como eligió llamarse el niño que se presentó hoy en el Registro Civil junto a sus padres, y su abogada, llevará el nombre de varón porque ése es el género con que se autopercibió desde muy chico.

‘La cigüeña se equivocó, soy un nene’, me dijo un día al volver de las vacaciones. Fue la primera vez que lo puso en palabras. Lo acompañamos en este paso porque sabemos cómo sufría”, dijo Bárbara, la mamá de Facha.

La familia fue recibida por la directora del Registro Civil de la calle Uruguay al 700, Ana Labaqué, quien definió al acto administrativo como “la adecuación de la normativa que viene acompañando este proceso de reconocimiento de la identidad tal como cada uno la percibe”.

Pero por sobre todas las cosas, añadió Lavaqué, “este es un acto de justicia”, y sostuvo que “un niño necesita el acompañamiento de la sociedad para vivir en paz, con su identidad, tal como él decide que sea”.

La jueza informó que “es válido el consentimiento del niño. Y que a los 10 años, como es el caso de Facha, un niño sabe en qué estado sufre y en que estado pretende ser feliz”, completó.

Facha tiene dos hermanas y va una escuela pública de Barracas, le gusta jugar al fútbol y tiene un sueño: salir a la cancha de la mano de un jugador de Boca Juniors, como hacen otros chicos.

Bárbara agradeció el acompañamiento de los organismos y organizaciones que “se pusieron a nuestro lado cuando decidí acompañar a mi hijo, y a la escuela de mi hijo, cuyas autoridades también están con nosotros”.

La familia acudió primero al INADI y después a ‘Fulanas’; de allí entró en contacto con Kalym Sosa, titular de la Red Intersexual, Transgénero y Transexual de Argentina (RITTA) y el primer varón trans en recibir el DNI de manos de la presidenta Cristina Fernández de Kirchner.

Del acto registral, el primero de cambio de identidad en menores de 18 en la Ciudad de Buenos Aires, María Rachid, diputada porteña y fundadora de la Federación Argentina de Lesbianas, Gays, Bisexuales y Trans (FALGBT), quien celebró que la ley de Identidad de Género “haya incluido a niñas, niños y adolescentes menores a 18 como sujetos de este derecho”.

Según la diputada, “la ley ha incluido a los menores de 18 años muy inteligentemente, ya que la encuesta que hicimos desde la FALGBT al colectivo trans dio como resultado que casi la totalidad autopercibe su identidad antes de esa edad”.

DyN y Telam

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.