Poner PLAY y escuchar FM ALAS 95.1

El gobierno está terminando por definir las primeras medidas económicas para dar alivio a las personas y empresas más afectadas por la devaluación sufrida en estos últimos días.

No se modificará la política monetaria, esto quiere decir que las tasas seguirán altas y que el Banco Central seguirá interviniendo el mercado para evitar la volatilidad de la divisa norteamericana.

En las próximas horas anticipan novedades.

Entre los puntos que van a mencionar en las próximas se pueden confirmar los siguientes:

Suba del mínimo no imponible del impuesto a las Ganancias, una medida clave para beneficiar a la clase media, decepcionada con la administración de Macri por el ajuste realizado y la fuerte pérdida de poder adquisitivo. Trascendió que el piso a partir del cual los trabajadores comenzarán a pagar Ganancias subiría de 38.301 a 70.000 pesos para un asalariado que no tiene cargas de familia ni aplica ninguna deducción por gastos.

Créditos subsidiados para las pequeñas y medianas empresas. Lanzarán una nueva línea de descuento de cheque a una tasa mucho más baja que la de mercado a lo que se le suman créditos con tasas subsidiadas de los bancos oficiales.

Nuevo plan de pagos de la AFIP. Desde la entidad evitaron dar mayores precisiones sobre el tema, pero el objetivo sería aliviar algo más la carga impositiva que tienen las empresas, especialmente las pymes con mayores plazos y menos tasas a pagar.

El problema que sólo para estos tres puntos el gobierno necesita desembolsar varios miles de millones de pesos que, según su modelo económico, deben ser financiados por mayores ingresos. Si bien desde el flamante ministerio de Agroindustria de la Nación negó la posibilidad de incrementar las retenciones para lograr estos objetivos, no se descarta una nueva suba. Según trascendidos Hacienda estudia llevarlas de 4 a 6 pesos por dólar exportado para las ventas al exterior de todos los productos primarios y de 3 a 5 pesos para el sector industrial. La explicación que se da desde los sectores que avalan esta posición es que la devaluación licuó el impacto del impuesto.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.