La secretaria general de UnTER, Sandra Schieroni, aseguró que «hay una predisposición para la presencialidad» en la mayoría de los docentes rionegrinos. «La virtualidad significó un esfuerzo enorme. Muchos de los trabajadores dicen que se prefiere la presencialidad. Esperemos que se dé con la mayor de las garantías posibles», expresó.

Schieroni especificó que esperan poder llevar a cabo el protocolo médico sanitario de cuya elaboración también formaron parte. «Debemos evaluar la situación epidemiológica de cada localidad, la cuestión edilicia de los establecimientos, además del stock de insumos de sanitización», aclaró en diálogo con radio El Cordillerano.

La dirigente sindical aseguró que recibieron un plan de la vuelta a clases en el mes de diciembre, en el cual se planteó el regreso con una doble modalidad: la presencial y la virtual. «Planteamos la necesidad de que el Ministerio mejore los tiempos para que se puedan discutir. Bajo ningún punto de vista vamos a modificar las condiciones de trabajo», manifestó.

En las próximas semanas, UnTER convocará a jornadas de debate y discusión sobre un posible formato combinado para la vuelta a las clases. Schieroni sostuvo que buscarán las «condiciones para cuidar la salud de los trabajadores y de los estudiantes». Además, volvió a remarcar el esfuerzo de los docentes al buscar «nuevas estrategias» para llevar adelante el trabajo, incluso aportando «recursos personales».

5 / 100

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.