Picadas Catriel

Poner PLAY y escuchar FM ALAS 95.1

El nuevo Código Procesal Penal debutó en la Cuarta Circunscripción judicial con un condenado por pasarse de vivo y atribuir el robo de un celular, una tablet y una cámara a sus hijos de 3 y 7 años.

El hombre identificado como Víctor R., de Cinco Saltos, aseguró que los niños querían los objetos, aunque tuvo que reconocer que él los tomó de la vidriera rota de un local comercial. Su confesión estuvo muy lejos de convencer a los presentes y se le impuso un castigo de dos meses de cárcel. El robo había ocurrido el martes.

De esta forma, inmediata, empezó a mostrar la Justicia local los resultados de los procesos bajo el denominado “nuevo paradigma”. En concreto, en situaciones como los robos en flagrancia se aprovecha la detención del sospechoso para avanzar sin ningún tipo de papeleo y definir la causa en una sola audiencia. Fue lo que pasó ayer por la mañana, con funcionarios muy expectantes y un final feliz debido a que no hubo quejas sobre la tarea desarrollada.

Uno de los primeros delincuentes que tuvo que sentarse en el banquillo de los acusados fue Víctor R., oriundo de Cinco Saltos. Registra una condena anterior por robo y ayer, acorralado por las pruebas en su contra, buscó despegarse del robo en un local de productos electrónicos. Pero su rebuscada versión del ilícito se vio contrarrestada por sus huellas digitales en uno de los elementos robados y terminó aceptando su culpabilidad.

PUBLICIDAD

La audiencia fue presidida por el juez Guillermo Baquero Lazcano mientras que la fiscalía fue representada por Martín Pezzetta. La defensa fue llevada adelante por Juan Pablo Piombo.

La sentencia no se demoró y Baquero Lazcano determinó que Víctor R. deberá cumplir dos meses de prisión en la cárcel de Cipolletti.

A la hora del análisis, desde el Poder Judicial se resaltó el tiempo transcurrido entre el momento que ocurrió el hecho y el veredicto definitivo: apenas 48 horas. Por el contrario, con el viejo Código Procesal, el proceso podría haberse estirado varios años y seguramente, en ese tiempo, el delincuente hubiera recuperado la libertad. De manera paralela, la causa no acumula cientos de fojas.

Del expediente de papel a “información resguardada en un servidor”

El debut del flamante sistema penal en Cipolletti fue muy auspicioso y de forma inicial se ajusta a la expectativa que generó en gran parte de los funcionarios de la Cuarta Circunscripción. Esta dinámica seguramente se reiterará en hechos poco complejos y que no demandan un gran movimiento de personas y recursos. Ahora, resta esperar lo que sucederá con otras causas y los tiempos que implicará su tratamiento.

Más allá de la clásica sentencia elaborada por el juez, “de juicio”, los funcionarios y el personal tienen a disposición el material de video de las audiencias que, por ejemplo, ayer fue registrado por tres cámaras tipo domo distribuidas en el techo de la Sala 1, ubicada en el edificio de España y Urquiza. “De esta forma desaparece el expediente de papel y toda la información queda resguardada en un servidor. A raíz del caso sólo se conformó un legajo”, indicaron desde el Poder Judicial.

1 COMENTARIO

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.