DestacadasNACIONALESNOTICIAS

Cómo impacta la ola de productos importados en las góndolas del país

La ola importadora que busca frenar la escalada inflacionaria en Argentina ya llegó a las góndolas de los supermercados. Productos como manteca, yerba, pan lactal y distintas marcas reconocidas de alimentos y productos de limpieza están apareciendo en las estanterías provenientes de Brasil, Paraguay y Uruguay.

Sin embargo, los especialistas advierten sobre las consecuencias catastróficas que esta medida puede traer para la industria nacional, que ya reporta suspensiones y despidos masivos.

Los primeros indicios de la importación masiva se están viendo en la recomposición de los stocks. Grandes cadenas de supermercados están recuperando la mercadería que históricamente vendían y que ahora se importa para presionar a la baja los precios.

Pero esto pareciera ser solo el principio de una escalada importadora que beneficiará a los supermercados en términos financieros debido a incentivos fiscales como la suspensión del IVA adicional y del impuesto a las ganancias por 120 días.

A pesar de que el gobierno celebra la desaceleración de los precios durante mayo, las cadenas consultadas atribuyen esta leve disminución a la feroz recesión que atraviesa el país. Las familias han reducido su consumo en un 20% y los precios de los alimentos volvieron a subir en la última semana de mayo. Las consultoras pronostican un aumento de aproximadamente 5 puntos en el IPC para este mes y también anticipan un rebote en junio.

Los analistas coinciden en que esta medida, tomada en un contexto de fuerte concentración en la industria, puede tener consecuencias nefastas en el empleo y la producción nacional. Se reportan suspensiones y despidos masivos en diferentes sectores, como la alimenticia ARSA y la productora de productos lácteos Sancor. Además, se han cerrado 170 panaderías industriales.

Pese a los beneficios que representa para los supermercados, la importación masiva también genera interrogantes. Los precios de los productos importados solo presentan una diferencia promedio del 15 o 20% en comparación con los nacionales, y se duda sobre si esta medida realmente presionará a la baja los precios. Además, la caída del consumo también puede contribuir a la disminución de los precios de los alimentos.

La escalada importadora recién comienza y se espera que en los próximos meses aumente el surtido de productos importados en diferentes rubros.



Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

[Fancy_Facebook_Comments]














Botón volver arriba

Bloqueador de anuncios detectado

Por favor, considere ayudarnos desactivando su bloqueador de anuncios